EQUO presenta alegaciones contra el procedimiento de evaluación ambiental estratégica simplificada del proyecto de hotel-rascacielos en el morro de Levante

La formación verde argumenta “falta de rigor científico” dada la gran cantidad de errores, imprecisiones y carencias del documento de los promotores cuya actitud califican de triunfalista

EQUO ha rechazado el procedimiento de evaluación ambiental estratégica simplificada del proyecto de hotel-rascacielos en el morro de Levante  mediante la presentación de alegaciones ante la Consejería de Medio Ambiente.

El partido verde, reconocido como parte interesada en el caso por la propia consejería, cita una serie de deficiencias y carencias de la documentación presentada por los promotores del hotel para la Modificación del Plan Especial del Puerto de Málaga relativa al sector 2, Plataforma del Morro.

 

EQUO entiende errónea la comparación realizada con Bilbao (Guggenheim) o San Sebastián (Kursaal) pues son ciudades cuyo paisaje es totalmente distinto al de Málaga aparte de que las construcciones citadas son hasta 5 veces más bajas que el proyecto del rascacielos (30 metros de altura en vez de 150m.).

 

En relación al impacto paisajístico, mientras que el proyecto califica como ventaja el hecho de que el edificio estuviera “aislado” de otras construcciones, EQUO considera que la condición de aislado aumenta enormemente su visibilidad desde el territorio circundante. La centralidad que el punto elegido tiene sobre la ciudad de Málaga y su área metropolitana multiplica su visibilidad.

 

 “La documentación presentada carece de rigor científico. Es una falta de respeto a la ciudadanía y a la normativa vigente” ha manifestado Francisco Pineda, coportavoz provincial de EQUO Málaga.

 

Llaman la atención sobremanera la citación de calles que no aparecen en el callejero de la ciudad de Málaga; la inexistencia de un apartado específicos de riesgos ambientales referente a los efectos del cambio climático y el incremento de fenómenos extremos como temporales, olas de calor, inundaciones, etc. así como el análisis de las posibles interferencias que el edificio pueda causar en la contemplación del BIC Conjunto Histórico, concepto recogido en la ley 14/2007, de 26 de noviembre, del Patrimonio Histórico de Andalucía bajo el concepto de contaminación perceptiva.

 

 “Pensarían que ganarían el partido sin bajar del autobús y han presentado una documentación carente de rigor. En EQUO estamos seguros de que la Consejería de Medio Ambiente no va a dejar que se rían de las leyes ambientales andaluzas” ha terminado apostillando Pineda.

Comentarios cerrados.